El PSOE consigue el apoyo del Parlamento para que la Junta respalde a la plantilla de OPPLUS en sus reclamaciones


Los socialistas denuncian que muchos de estos trabajadores realizan las funciones clásicas de un empleado de banca pero bajo unas condiciones laborales precarias


 

La Comisión de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo del Parlamento de Andalucía ha aprobado hoy con los votos a favor de PSOE y Adelante Andalucía y la abstención de PP, Ciudadanos y Vox, la iniciativa del PSOE para exigir al Gobierno andaluz que se involucre y respalde las justas reclamaciones laborales y salariales de la plantilla de trabajadores y trabajadoras de la empresa OPPLUS, según ha informado la parlamentaria andaluza del PSOE por Málaga, Beatriz Rubiño.

Así, ha explicado que en julio de 2007, BBVA anunció la creación de un centro de Alto Valor, OPPLUS, que se ubicaría en Málaga, concretamente en el Parque Tecnológico de Andalucía (PTA). Inicialmente, este centro se crea para agrupar la Operativa de Alto Valor del Grupo BBVA en España, creando puestos cualificados dentro de un Plan de Transformación e Innovación del Grupo.

Las contrataciones del primer personal comienzan unos meses después, siendo éstas bajo el Convenio Provincial de Oficinas y Despachos, con categoría de Auxiliar Administrativo, con sueldos brutos anuales de 14.000 euros. Sin embargo, desde el PSOE han denunciado que “estas condiciones han ido cambiando y empeorando a lo largo de estos años”. “Como ejemplo, en el año 2010 la plantilla vio modificadas sus condiciones laborales al imponer la empresa el Convenio de Consultorías, lo que suponía la bajada de unos 4.000 euros anuales”, ha señalado Rubiño.

Así, ha declarado que hoy en día, OPPLUS, que solo tiene un cliente, que es también su dueño, la entidad bancaria BBVA, “es una de las empresas con mayor facturación y con más empleados en la provincia de Málaga”. “En esta subcontrata de BBVA trabajan actualmente en torno a 2.000 personas; muchos de estos trabajadores y trabajadoras son licenciados, graduados o diplomados, o cuentan con Formación Profesional de Grado Superior, y realizan las funciones clásicas de un empleado de banca, bajo unas condiciones laborales precarias”, ha lamentado.

Además, Rubiño ha expuesto que con la renovación del convenio de Consultorías a finales de 2018, después de 8 años, apenas superan los 1.000 euros mensuales, “gracias a un suplemento de dietas de 9 euros para comer, algo que nos parece ridículo”. “Se da la circunstancia de que si estas personas no almuerzan en la empresa no cobran dicha dieta, por lo que hacerlo en sus propias casas les supone perder una parte esencial de su sueldo, hecho que también se produce durante el período vacacional”, ha dicho.

Finalmente, la parlamentaria socialista ha asegurado que la conciliación entre la vida familiar, personal y laboral resulta “extremadamente difícil para la plantilla, a causa de la denegación de concreciones horarias, de las modificaciones de reducciones de jornadas, de las imposiciones del disfrute de la hora de lactancia o la continua falta de comunicación con la representación legal de la plantilla”, por lo que ha exigido al Gobierno de PP y Ciudadanos que medie de forma urgente para mejorar las condiciones de estos trabajadores y trabajadoras.


TRANSPARENCIA

Información económica sobre el PSOE de Málaga y de sus cargos

Nuestro sitio utiliza cookies.

En cumplimiento de la Directiva 2009/136/CE se informa que el presente sitio web utiliza cookies propias para la presentación de los servicios adecuados a sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. En caso de que deshabilite el uso de cookies en este sitio web, no podrá acceder a todos los apartados del mismo. Si continua utilizando el sitio web sin deshabilitar el uso de cookies, entendemos que presta su consentimiento para el uso de las mismas. Para deshabilitar el uso de cookies en esta página y/o obtener información completa del tipo y finalidades de las cookies utilizadas consulte el siguiente AVISO LEGAL.