BLOGOSFERA

Miguel Ángel Heredia Díaz

Moreno Bonilla, el gran amigo de la sanidad privada


Han sido 150 millones de euros los que ha gastado el Presidente de la Junta de Andalucía en derivar pacientes a hospitales privados durante la primera y la segunda ola, y aún queda por saber lo que habrá gastado en esta tercera ola, que es peor que las dos anteriores.

La sanidad privada está haciendo un gran negocio durante la pandemia gracias a Moreno Bonilla. Eso es lo que él pretendía y lo está consiguiendo. Este es el resultado de su más que cuestionable gestión en la lucha contra el virus y de su nefasta gestión en sanidad pública.

Su actuación durante la pandemia ha dejado mucho que desear. Primero había que salvar la Navidad, luego Sierra Nevada y, de paso, autorizan monterías de caza mayor en municipios que llevaban dos semanas confinados. ¿Así pretende acabar con el virus?

 

Faltan rastreadores. Estamos a la cola de España en realización de test. Y, de paso, la Junta tarda seis meses en responder y dar el visto bueno a un laboratorio de última generación que le ofreció la Universidad de Málaga, que costó 700.000 euros y podía realizar 1.200 tests PCR al día con personal adecuado y que era fundamental para evitar contagios.

En lo que se refiere a su nefasta gestión pública, cabe señalar que en el último mes se han contagiado 2.368 sanitarios en Andalucía, en muchos casos por falta de material. Faltan mascarillas FPP2,  faltan EPIS y se comparten gafas. Faltan medidas contundentes para reducir estos contagios. Y de paso siguen sin pagarse parte de los complementos salariales a los sanitarios.

Eso por no hablar de hospitales que no ingresan en UCI a pacientes con más de 80 años como ha denunciado el Sindicato Médico. O de las miles y miles de vacunas que se han tirado por no tener las jeringuillas adecuadas, mientras mayores y sanitarios en primera línea siguen esperando para vacunarse.

La atención en primaria sigue siendo por teléfono. Es imposible coger cita con tu médico de cabecera y hay demoras de hasta 8 horas en urgencias de Atención primaria. ¿Qué haces si te pones malo?

Son cada día más los que deciden ir a la privada, porque allí sí son atendidos presencialmente. Las preguntas son: ¿Por qué en la privada se pueden atender a los enfermos directamente y en la pública no? o ¿Cómo se detecta un cáncer o un ictus por teléfono?

Las listas de espera se han triplicado desde que Moreno Bonilla llegó al Gobierno de Andalucía, y los que están haciendo el negocio del siglo son los de la privada. Está es la política que siempre ha querido el PP, y ahora la aplican en Andalucía.

De hecho, Moreno Bonilla ha negociado con la sanidad privada pagar 178 euros al día por enfermo derivado en planta convencional y 550 euros al día si ingresa en UCI, que se elevan a 750 euros en caso de ser un enfermo Covid. Un negocio redondo.

Esta era su estrategia. Gestionar mal la pandemia. Deteriorar la sanidad pública. No incrementar los sanitarios. Cargarse la atención directa a los pacientes y colapsar los hospitales. En definitiva dañar a la sanidad pública y abocar a la ciudadanía a acudir a la privada.¡Qué gran negocio está haciendo la privada con Moreno Bonilla a costa del bolsillo de los andaluces!

TRANSPARENCIA

Información económica sobre el PSOE de Málaga y de sus cargos

Nuestro sitio utiliza cookies.

En cumplimiento de la Directiva 2009/136/CE se informa que el presente sitio web utiliza cookies propias para la presentación de los servicios adecuados a sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. En caso de que deshabilite el uso de cookies en este sitio web, no podrá acceder a todos los apartados del mismo. Si continua utilizando el sitio web sin deshabilitar el uso de cookies, entendemos que presta su consentimiento para el uso de las mismas. Para deshabilitar el uso de cookies en esta página y/o obtener información completa del tipo y finalidades de las cookies utilizadas consulte el siguiente AVISO LEGAL.